Remembranza de las víctimas del Holocausto en el Congreso Nacional de ColombiaEmbajada Mundial de Activistas por la Paz

Remembranza de las víctimas del Holocausto en el Congreso Nacional de Colombia

La EMAP desarrolló el Proyecto “Huellas para no olvidar” en conmemoración anual dispuesta por la ONU

Con el fin de dignificar a los sobrevivientes del Holocausto y promover el rechazo a toda negación de este hecho histórico, la Embajada Mundial de Activistas por la Paz (EMAP) solemnizó el Día Internacional de Conmemoración anual en memoria de las víctimas del Holocausto, en el Honorable Congreso Nacional de la República de Colombia, mediante un acto especial con el testimonio de la sobreviviente, Sra. Cilli Schechter de Reines.

El miércoles 27 de enero, diplomáticos, autoridades gubernamentales, activistas por la paz y personalidades distinguidas de la Comunidad Judía se reunieron en el Salón Boyacá del Capitolio, monumento sede del Congreso, para conmemorar este día; entre ellos, el Gran Rabino Alfredo Goldschmidt; el director ejecutivo de la Confederación de Comunidades Judías de Colombia (CCJC), Sr. Marcos Peckel; el senador Manuel Enríquez Rosero, presidente de la Comisión Primera del Senado; el cónsul de Israel en Colombia, Sr. Yuval Sharabi; el Dr. Camilo Montoya, procurador ante el Tribunal Superior de Bogotá, entre otros representantes del Gobierno y de la sociedad civil.

En el Acto fue develada una Placa con la impresión de las huellas palmares de la sobreviviente Cilli Schechter y de las tres generaciones que le suceden, junto a una lámina que narra parte de su historia; esta ceremonia se enmarca en el Proyecto “Huellas para no olvidar”, inspiración del Dr. William Soto Santiago, presidente ejecutivo de la EMAP, el cual tiene como propósito mantener vivo el testimonio de los sobrevivientes del Holocausto, como una forma de prevenir el genocidio, siendo un emblema de recordación perenne para las presentes y futuras generaciones, que a su vez promueve el respeto de la dignidad del ser humano y la defensa de sus derechos.

El desarrollo de este acto respalda la Resolución 60/7 de la Asamblea General de la ONU (2005), la cual dispuso el 27 de enero de cada año como aniversario de la liberación de los campos de exterminio nazis, y que insta a que los Estados miembros elaboren programas educativos que inculquen en las generaciones futuras las enseñanzas del Holocausto para prevenir nuevos actos de genocidio.

Este evento honorífico también fue realizado de manera simultánea en algunas Asambleas Departamentales de Colombia y otros recintos, en las siguientes ciudades: Neiva, Valle del Guamuez (Putumayo), Ibagué, Bucaramanga, Cali, Palmira, Pasto, Riohacha, Cúcuta, Manizales, Cartagena, Villavicencio y Medellín.

Una lección de 94 años en favor de la lucha por el bienestar humano

Cilli Schechter compartió con la audiencia asistente un mensaje sobre la virtud humana, al resaltar la capacidad que tiene el ser humano de sobreponerse a los defectos y enmendar errores; ella perdió a toda su familia durante el Holocausto, pero nunca perdió la esperanza, y en esta ocasión, como testimonio vivo, su experiencia es una lección para las presentes generaciones, con el fin de evitar que vuelvan a producirse hechos de esta naturaleza. (Ver video-documental Testimonio de Cilli Reines)

El Gran Rabino Alfredo Goldschmidt, en su intervención, destacó el testimonio de Cilli como ejemplo de lucha, resaltando que ella armó una familia “de las cenizas, del dolor”, y que “armó además compromiso de fe” mientras otros sobrevivientes cuestionaban dónde estaba Dios. En este sentido, hizo un llamado para luchar por el bienestar humano:

“Hacer el bien no importa a quién, como lo menciona la Rebbetzin Cilli: poder hacer nuestro - y aportar nuestro grano de arena, para una mejor sociedad”, manifestó.

La memoria como guía para la acción social

“Una cosa es lo que uno sabe y una cosa es lo que uno siente”, así lo expresó el prof. Marcos Peckel de la CCJC, para destacar la importancia de la memoria de acontecimientos mundiales, y la necesidad de entenderla y preservarla “pues quien mata la memoria está matando la historia”, aseguró.

“Nosotros los judíos decimos que no tenemos historia: tenemos memoria; porque la memoria nos traslada a épocas que pueden ser miles de años atrás, pero las vivimos como si las estuviéramos viviendo nosotros”, señaló.

Además, agregó que Colombia actualmente se encuentra en un momento en el que entra en un proceso de construcción de paz y de memoria.

Educar para recordar

En su interés en la construcción de la paz, el senador Manuel Enríquez Rosero, presentó un panorama actual de las negociaciones de paz por parte del Gobierno, y expresó su compromiso con impulsar la educación sobre el Holocausto; por lo cual, dio claras muestras de apoyo a los proyectos de la EMAP que promueven esta enseñanza como paradigma del acto genocida, con el propósito de potenciar la educación en valores y la promoción de los Derechos Humanos, entre estos, “Educar para Recordar”, y el Proyecto de Ley, para incluir el Holocausto como tema de estudio en los centros de educación.

“Estaremos listos, prestos para acompañar y apoyar estos proyectos en lo que tiene que ver con la Comisión Primera del Senado de la República”, declaró.

Por su parte, el procurador Camilo Montoya, indicó que la recordación del Holocausto debe ser un compromiso de toda la humanidad, especialmente de los líderes y autoridades de todas las naciones; en este sentido, también hizo referencia a los proyectos de la EMAP que abarcan este tema, como “Justicia para la Paz” en el área jurídica, cuyo objetivo es que los países incluyan la tipificación de este crimen internacional en sus legislaciones, acatando ese mandato de la ONU. (Leer proyecto presentado por la EMAP “Nuevas Propuestas para la Prevención y Sanción del Delito de Genocidio”)

En Colombia residen huellas de sobrevivientes

En el país, el proyecto “Huellas para no olvidar” tiene una trayectoria de cuatro años desde que fue develada la primera Placa en la Embajada de Polonia, del sobreviviente Sr. Sigmund Halstuch, como bien lo recordó el coordinador de la EMAP para Colombia, Ing. Iván Sarmiento, quien agregó que desde entonces se han develado alrededor de cincuenta (50) placas de sobrevivientes con sus familias en varios países del continente americano.

(Leer intervenciones durante este Acto conmemorativo)