Puerta a puerta los panameños llevaron la celebración del 21 y 22 de marzo como un mensaje urgente por el futuro del planetaEmbajada Mundial de Activistas por la Paz

Puerta a puerta los panameños llevaron la celebración del 21 y 22 de marzo como un mensaje urgente por el futuro del planeta

La EMAP desarrolló las Jornadas Ambientales Comunitarias en Panamá

En el marco del Día Internacional de los Bosques (21 de marzo) y el Día Mundial del Agua Dulce (22 de marzo), Activistas por la Paz de Panamá se unieron a las Jornadas Ambientales Comunitarias “Salvemos los Bosques y el Agua Dulce de nuestra Madre Tierra”, desarrolladas por la EMAP en más de 20 países, para celebrar estas fechas dispuestas por la ONU.

Los voluntarios panameños de la EMAP, que integran el Movimiento Ambiental “Guardianes por la Paz de la Madre Tierra”, desarrollaron las jornadas casa por casa, con el objetivo de hacer un llamado urgente a la reflexión y a la participación ciudadana por la preservación de los bosques y el agua dulce del planeta. (Ver: Presentación en Colombia del Movimiento Ambiental “Los Guardianes por la Paz de la Madre Tierra”)

Según la FAO, en 1950, aproximadamente el 70% de la superficie del territorio nacional estaba cubierta de bosques (5,3 millones de hectáreas), para 1998 la superficie cubierta de bosques se redujo al 40,4% (3,05 millones de hectáreas); indicó que esto se debió al uso inadecuado a que fueron sometidos estos recursos.

En las jornadas fueron visitadas más de 40 familias del corregimiento de Chilibre en la barriada Nuevo México y el corregimiento de Pacora en Panamá Este, comunidades seriamente afectadas por las consecuencias de la desertificación y la devastación de las tierras, así como del manejo inadecuado del agua potable; actualmente con estragos por la sequía a causa del fenómeno de El Niño.

Mediante una breve charla educativa ambiental, los Activistas abordaron temas como la importancia de considerar la interconexión que existe entre los bosques y el agua dulce del planeta, objetivo principal de la ONU este año, el cual hace un llamado a los Gobiernos a intensificar el manejo de los bosques y reducir la deforestación, como una herramienta para mejorar la cantidad y calidad de agua disponible.

Los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU, principalmente el número 6, que se refiere a la gestión del agua y su saneamiento, y el objetivo 15, sobre el uso sostenible de los ecosistemas terrestres, fueron parte de la temática promovida bajo el Programa Internacional de la EMAP “Hijos de la Madre Tierra”, el cual trabaja principalmente por el reconocimiento de la Madre Tierra como un ser vivo.

10 acciones ambientales para salvaguardar los bosques y el agua dulce, fueron compartidas con especial énfasis por los guardianes. Consiste en cambios sencillos pero contundentes, que incluyen desde la educación en estos temas hasta actividades de reforestación, reparación de botes de agua, entre otros. (Ver: 10 acciones para salvar los bosques y el agua dulce de nuestra Madre Tierra)

Los Activistas realizaron encuestas en cada visita y tomaron fotografías para registro de las jornadas; manifestaron que hubo gran receptividad de los ciudadanos e interés en accionar por el futuro de la Madre Tierra.

Actualmente Panamá es uno de los 5 países fundadores del Centro Internacional para la Implementación de Reducción de Emisiones por Deforestación y Degradación de los Bosques. Este Centro es el primero en el mundo cuya función específica está relacionada con la implementación del mecanismo de REDD-plus adoptado en la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático, y su objetivo es facilitar la colaboración y el financiamiento internacional en la lucha contra la deforestación y la degradación forestal en los países con bosques tropicales. (Ministerio de Ambiente - MIAMBIENTE)