Primer Congreso Internacional Docente “Educar para Recordar” Embajada Mundial de Activistas por la Paz

Primer Congreso Internacional Docente “Educar para Recordar”

Octubre 2014, Asunción, Paraguay.

La Embajada Mundial de Activistas por la Paz en alianza con el Ministerio de Educación y Cultura de Paraguay, y la Dirección de Educación en Derechos Humanos de ese país, organizó el I Congreso Internacional Docente “Educar para Recordar”, en la búsqueda de una profundización en el estudio del Holocausto como una herramienta eficaz para prevenir futuros actos genocidas o crímenes de lesa humanidad, resaltando así la importancia de una educación centrada en valores éticos, morales, y principios constitucionales como herramientas para alcanzar la paz.

El acto de instalación contó con la participación de la Sinfónica Nacional de Paraguay y con la presencia de representantes del Gobierno de ese país, como el Viceministro de Educación Superior, Dr. Gerardo Gómez Morales; la Directora General de Curriculum, Evaluación y Orientación Educativa del Ministerio de Educación y Cultura, Dra. María Gloria Jacquet; el Dr. Efraim Zadoff, educador y estudioso de la historia judía; y el Embajador Mundial de la Paz, Dr. William Soto Santiago, quien inauguró oficialmente el evento.

La Dra. María Gloria Jacquet se dirigió a los asistentes compartiendo un saludo en guaraní, honrando la condición bilingüe de los paraguayos, y manifestó la necesidad de instalar una educación basada en derechos humanos con una mirada más amplia y humanista, que permita revisar y concretar lo que en los curriculums desde el Ministerio de Educación paraguayo ha contemplado:

«Nada hay más fácil que querer enseñar al otro. Sin embargo, lo difícil está en que nosotros en estos encuentros, en toda la formación que recibamos, hagamos el ejercicio  de la revisión de nuestras propias actitudes; e ir construyendo nosotros en nuestro interior aquello que nos ilumine interiormente y que pueda dar luz a los demás. El autoritarismo y todas las formas de autoritarismo se instalan desde el momento en que nosotros lo permitimos con nuestras actitudes. Esta es una tarea colectiva que empieza con cada uno de nosotros».

El Dr. Efraim Zadoff, en su investigación con la Universidad Hebrea de Jerusalén dedicó su exposición al rol que desempeñó América Latina durante la Shoah, en para salvar a los judíos, refiriéndose a dos ámbitos: el de inmigración y la documentación otorgada por algunos cónsules de Paraguay, El Salvador, Perú, Honduras y Ecuador. Estos pasaportes les permitieron llegar a algunos judíos hasta nuestro continente:

«Desde 1933 hasta 1945, lograron inmigrar legalmente y no legalmente a países de América Latina, 118.000 judíos; de los cuales, 1.000 ingresaron a Paraguay. Oficialmente las puertas a la inmigración estaban cerradas pero con acuerdos “no tan formales” muchos judíos lograron ingresar al Paraguay».

Por otra parte, el Dr. Zadoff resaltó la labor de estos cónsules, muchos de ellos hoy considerados “Justos entre las Naciones” por el Estado de Israel; por lo cual es importante conocer y estudiar su ejemplo para las generaciones venideras, ya que arriesgaron su vida por desconocidos, en un momento donde era imposible conseguir ayuda para salvar vidas. Solo unos pocos diplomáticos latinoamericanos en toda Europa, en Suiza y en Suecia, prestaron dicha ayuda, los demás se oponían siguiendo las instrucciones de sus cancillerías: «Estos cónsules son, en cierto modo, como cuando en la noche se mira el cielo y ve algunas estrellas; y que en realidad estas estrellas son las que destacan cuan negro es todo el resto».

El Dr. William Soto señaló en su discurso el alcance de los objetivos que tiene la Embajada Mundial de Activistas por la Paz, al realizar este encuentro educativo: «Este Congreso Internacional se articula con el proyecto Educar para Recordar”, por medio del cual la Embajada Mundial de Activistas por la Paz busca dar a conocer las lecciones universales que dejó el Holocausto, educando a las presentes y futuras generaciones sobre la vergonzosa página de la historia; para que, de esta manera evitar que se repita la barbarie. Educar sobre el Holocausto es educar para la paz».

El Viceministro de Educación Superior de Paraguay, Dr. Gerardo Gómez Morales, enfatizó sobre el derecho a la paz que tiene todo ser humano y en la responsabilidad que tiene el mismo individuo en conseguirla: «Sin la paz no podemos construir la vida. Por ser un bien común sobre todo, los Estados están comprometidos, y su representación a través del Gobierno también debe estar comprometido en la construcción de la paz. Y en lo que atañe en este Gobierno, al Ministerio de Educación y Cultura, desde luego nuestro compromiso es trabajar desde el ámbito de la educación, incluyendo en los curriculums, elementos que trabajen por la paz; pero no se trata solamente de contenidos conceptuales, todos sabemos que el aprendizaje se hace a través de los gestos, como un valor intangible. La paz se concreta en las actitudes. Hay menos que decir y mucho mas que hacer».

La senadora Mirta Gusinky, integrante de la Comisión de Derechos Humanos de la Honorable Cámara de Senadores de Paraguay, exhortó a mantener viva la memoria de las atrocidades ocurridas durante la Segunda Guerra Mundial, a través de legislaciones en el ámbito educativo que permitan mirar el pasado para labrar un mejor futuro:

«Acciones como las que aquí se están presentando permiten evitar que hechos tan lamentables, humillantes y degradantes vuelvan a repetirse. En consecuencia, es perentoria la necesidad que se reglamente a través de una ley la integración a la malla curricular del estudio de la tragedia ocurrida; y así los educandos cobrarán conocimiento y conciencia de las atrocidades ocurridas en este pasado cercano».

El señor Mario Sinay, por el Estado de Israel, el Dr. Franco Fiumara, Juez Federal de la República de Argentina, y el Dr. Camilo Montoya Reyes, Procurador ante el Tribunal Superior de Bogotá, Colombia, son algunos de los disertantes que abordaron diversos temas: El estudio del Holocausto como herramienta eficaz para prevenir futuros actos genocidas o crímenes de lesa humanidad; la importancia de una educación centrada en valores éticos y morales, y principios constitucionales como herramienta para alcanzar la paz; la memoria histórica y derechos humanos; genocidio, memoria y cultura de derechos humanos, entre otros.

El encuentro docente programado para los días 14 y 15 de octubre, fue apoyado por la Comisión Especial para la Promoción y Defensa de los Derechos Humanos de la Junta Municipal de Asunción, la Universidad Nihon Gakko, la Oficina de la Asesora en Derechos Humanos de las Naciones Unidas para Paraguay, el Café Literario de Barrero Grande y Café Mayo.

Detalles

Fecha: 
access_time Martes, Octubre 14, 2014