En Puerto Rico: Acciones por la conservación de la vida silvestreEmbajada Mundial de Activistas por la Paz

En Puerto Rico: Acciones por la conservación de la vida silvestre

Con el objetivo de sensibilizar sobre la protección de la flora y fauna silvestre que se encuentran en peligro de extinción, la Embajada Mundial de Activistas por la Paz (EMAP) en Puerto Rico, celebró el Día Mundial de la Vida Silvestre (3 de marzo) con charlas de concienciación en la escuela elemental Benigno Carrión en Cayey.

Esta efeméride ambiental establecida por la ONU invita a los Estados miembros, organismos internacionales, organizaciones no gubernamentales y a la sociedad civil en general a observar y participar en la celebración mundial de la naturaleza.

La EMAP por medio del programa internacional Hijos de la Madre Tierra desarrolló la actividad que reunió a 241 estudiantes y 20 maestros, quienes recibieron información acerca de la multitud de beneficios que la conservación de estas formas de vida tienen para la humanidad.

Guardianes de la naturaleza

La Unidad Terrestre del Cuerpo de Vigilantes de Recursos Naturales de Guayama; el director de la escuela elemental Benigno Carrión,  Orlando Díaz; la maestra de ciencias, Lourdes Rodríguez; y la comunidad estudiantil en general apoyaron la jornada.

La festividad estuvo conformada por tres módulos educativos realizados con material reciclable. Los Guardianes por la Paz de la Madre Tierra basaron sus exposiciones bajo el tema: Nuestra Madre Tierra es un ser Vivo, Derechos de la Madre Tierra y Especies en Peligro de Extinción.

Proteger las especies de la Madre Tierra

Puerto Rico tiene aproximadamente 78 especies protegidas que están en riesgo de desaparecer, entre ellas se encuentran:

  • El Coquí Dorado
  • El Sapo Concho
  • La Ballena Jorobada
  • El Manatí
  • La Tortuga Marina Carey de concha, entre otros.

También se encuentran en peligro de extinción el arbusto Matabuey (mide 30 pies de alto) y el Palo de Nigua (mide 15 pies de alto y 11 pulgadas de diámetro). La amenaza principal es la deforestación y destrucción de su hábitat.

Unidos en favor de la fauna y la flora

Por su parte, Jorge Rodríguez, representante de la Unidad Terrestre del Cuerpo de Vigilantes de Recursos Naturales de Guayama, manifestó que esta organización motiva a la ciudadanía a estar alerta a cualquier situación que ponga en riesgo la vida del animal.

El departamento reúne esfuerzos llevando la educación a través de todo Puerto Rico orientando a las personas, orientando a los pescadores, y a la comunidad en general para que estos animalitos se puedan preservar”, dijo Rodríguez.

Asimismo, agregó que cuando es reportado algún incidente, ellos atienden el llamado auxilian al animal y cuando está sano lo regresan a su hábitat.

“Es sumamente importante que desde pequeños los niños amen la naturaleza que es nuestro medio de vida, es nuestra forma de ser de todos los días y yo sé que ellos a través de estas actividades que ustedes celebran pueden aprender mucho sobre nuestro medio ambiente “, así lo expresó la maestra de Ciencia, Lourdes Rodríguez.

El director de la escuela Benigno Carrión, Orlando Díaz enfatizó sobre la importancia de contribuir con el rescate de los animales maltratados, dio a conocer que mantienen comunicación con algunos santuarios que cuidan y protegen a las especies, y con la ayuda de 257 estudiantes proveen alimentos a estos lugares.

“Es sumamente importante y tiene que ser en el nivel elemental es donde todavía podemos cultivar esa sensibilidad entre los niños en que no simplemente es amor a mamá, papá, sino al medio ambiente”, resaltó Díaz.

Promover la participación ciudadana

La EMAP en Puerto Rico con el fin de aportar soluciones y promover la participación ciudadana a través de actividades ambientales, resalta la importancia de resguardar a la Madre Tierra y reconocerla como un ser vivo que merece respeto y cuidado para garantizar el hábitat de los seres vivos.