Educar para prevenir actos de genocidios en el futuroEmbajada Mundial de Activistas por la Paz

Educar para prevenir actos de genocidios en el futuro

250 personas se reunieron en el auditorio principal de la Universidad Texas A&M Campus San Antonio, para participar en el Foro Universitario. 
 
La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), establece en su Artículo 26.2 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos:
 
“2. La educación tendrá por objeto el pleno desarrollo de la personalidad humana, y el fortalecimiento del respeto a los derechos humanos y a las libertades fundamentales; favorecerá la comprensión, la tolerancia y la amistad entre todas las naciones y todos los grupos étnicos o religiosos, y promoverá el desarrollo de las actividades de las Naciones Unidas para el mantenimiento de la paz”.
 
 
Con el propósito de sembrar en las generaciones futuras la enseñanza del Holocausto con el fin de ayudar a prevenir actos de genocidio en el futuro, la Embajada Mundial de Activistas por la Paz (EMAP) en San Antonio de Texas, realizó este 29 de enero, en la Universidad Texas A&M Campus San Antonio, el Foro Universitario “El Holocausto, paradigma del genocidio”, evento que contó con la asistencia de aproximadamente 250 personas; entre ellos, la sobreviviente, Sra. Rose Sherman Williams, autoridades gubernamentales, académicos, estudiantes, Activistas por la Paz y público en general.
 
El auditorio principal de esta casa de estudios fue el espacio donde la EMAP por medio de la educación promovió el respeto, la dignidad humana y la defensa de los Derechos Humanos; donde distinguidas personalidades y la invitada de honor, la Sra. Rose Shermam, disertaron sobre el tema del Holocausto.
 
En representación del Condado de Bexar del precinto 4, el comisionado Tommy Calvert, en su participación expresó que el testimonio de Sherman puede ayudar a los seres humanos a cambiar para valorar a sus semejantes. Por su parte, la directora de Asuntos Hispanos del Consulado General de Israel en Houston-Texas, Priscila True, a través de la Oficina del Cónsul de Israel, Daniel Agranov, entregó una proclamación para el Embajador Mundial y Activista por la Paz, Dr. William Soto Santiago, y para la organización que él preside, la EMAP. 
 
True, en su participación manifestó: “Los aliento a todos hoy, a aprender más sobre el Holocausto, y que con su aprendizaje eduquen a otros. Vamos todos juntos a hablar cuando veamos injusticia, porque cada voz cuenta”.
Finalmente, el evento concluyó con la intervención de la superviviente Rose Sherman, quien relató cómo fue su experiencia en los campos de concentración nazi.
 
Rose Sherman Williams, nació en Radom, Polonia. Vivía con sus padres y sus tres hermanos. Cuando Alemania invadió Polonia en 1939, la vida de Sherman y su familia cambió para siempre; fueron obligados a integrar un gueto. En 1942, el gueto fue eliminado y ella fue separada de su familia y enviada a otra ciudad de Polonia, donde trabajó en una fábrica de municiones. Luego sus padres fallecieron y fue traladada a Auschwitz, donde su vida fue muy difícil; pero se encontró con su hermana Binne. El 15 de abril de 1945 fue liberada por las tropas británicas. Después de la liberación trabajó en Stuttgart, Alemania, hasta llegar a los Estados Unidos.
 
LA EMAP a través del Proyecto “Huellas para no olvidar” develó una Placa con la forma de la Estrella de David, que contiene las huellas palmares de la sobreviviente Rose Sherman Williams, su hijo el Sr. Aj Serchay, y su nieto Alexys Serchay, como evidencia de que el nazismo no pudo extinguir al pueblo hebreo. La placa va acompañada de una lámina que contiene un texto con una breve descripción de lo que sucedió en el Holocausto y un relato de la historia de Rose Sherman Williams.