Colombianos asumen la responsabilidad con el futuro de la vida silvestre: 2000 nuevos guardianes de la Madre TierraEmbajada Mundial de Activistas por la Paz

Colombianos asumen la responsabilidad con el futuro de la vida silvestre: 2000 nuevos guardianes de la Madre Tierra

Papagayos y armadillos cobraron vida por las calles para clamar auxilio por su extinción
 
Las calles de Colombia se vistieron de color para proclamar un alto a las agresiones y delitos contra la naturaleza; a través de los Desfiles y Paradas Ambientales promovidos por la Embajada Mundial de Activistas por la Paz (EMAP), en ocasión del Día Mundial de la Vida Silvestre, con un despliegue masivo en más de 40 ciudades de la República, que tuvieron énfasis especial en la fauna y flora en peligro de extinción.
 
El Movimiento Ambiental de la EMAP “Guardianes por la Paz de la Madre Tierra” aumentó su número durante la celebración del 3 de marzo, con el registro aproximado de 2.000 nuevos Guardianes, quienes se comprometieron con la defensa, cuidado y regeneración de los ecosistemas, iniciando de manera activa en la planificación para las siguientes efemérides, el Día Internacional de los Bosques (21 de marzo) y el Día Mundial del Agua (22 de marzo).
 
 
Con bandas de paz, pancartas y demás expresiones multitudinarias por avenidas principales, centros educativos y zonas públicas, los Activistas por la Paz desarrollaron los desfiles y paradas ambientales, desplegando módulos educativos, con temas que abarcaron los Derechos Universales de la Madre Tierra, y en donde fueron protagonistas los animales en vía de extinción elaborados con material reciclable, promoviendo la conciencia ciudadana.
 
La efeméride establecida por la ONU, para el 2016 resaltó como principal campaña a los elefantes africanos y asiáticos, mientras que en Colombia el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible estableció la protección y conservación del oso andino, también conocido como oso de anteojos; por lo cual, el objetivo principal de esta celebración fue crear conciencia en cuanto a la protección de la fauna y la flora afectada por el tráfico ilegal, entre otros atentados a los ecosistemas.
 
 
En peligro el símbolo nacional de Colombia
 
La palma de cera del Quindío, que sobrepasa los 50 metros, constituye el árbol símbolo nacional; esta especie cumple una función vital en los bosques andinos como refugio y alimento para animales como el loro orejiamarillo, tucanes y osos de anteojos, entre otros; no obstante, actualmente se ve afectada por el área industrial que la comercializa para la elaboración de velas y demás usos, sin medir la afectación que este comercio trae a un gran número de especies silvestres.
 
A pesar de que Colombia se encuentra entre uno de los países con mayor diversidad de especies en el mundo, de acuerdo a los criterios de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), actualmente registra 1.203 especies amenazadas, de las cuales 173 se catalogan en peligro crítico CR.
 
Por esta razón, el movimiento de los Guardianes fue eje central durante la celebración, involucrando a un gran número de voluntarios en jornadas de educación sensibilización y exhibición de diversas creaciones elaboradas bajo el concepto de las 5R.
 
 
Elementos como el periódico, icopor, cartón y plástico en gigantes armadillos y elefantes, pero también papagayos, caimanes, jaguares, tortugas, delfines rosados, ranas doradas, cusumbos, y muchos más, que fueron los protagonistas de los diferentes desfiles y paradas ambientales. (Ver Investigación y preparativos HMT de especies en vía de extinción en Colombia)
 
Unificación de esfuerzos por el futuro de la flora y la fauna
 
La Policía Ambiental, la Defensa Civil, los Boy Scouts, la CAR, Secretarías de Medio Ambiente, el SENA, la Fundación Defenzoores de Antioquia, DAMAB y FUNDAPAR en Barranquilla, la Fundación Nuevo Pensamiento Boyacá, Universidades Libre y Distrital de Bogotá, Furcopromax, Cormacarena en Villavicencio, constituyeron parte de las 200 entidades que respaldaron y participaron en las actividades que tuvieron amplia cobertura de medios de comunicación locales y nacionales. (Ver galería fotográfica)
 
 
Diferentes iniciativas y alianzas tomaron lugar, como el caso del Despacho de la Secretaría de Educación en Palmira, en cabeza del Dr. Fernando Ríos, quien se comprometió a respaldar todos los proyectos llevados a cabo por la EMAP.
 
“Dejamos algo a nuestras generaciones porque estamos creando conciencia de los derechos de nuestra Madre Tierra; los niños lo aprendieron y lo proclamaban”, expresó Jhoana Pereira, coordinadora en Santa Elena, Valle.
 
Por otra parte, el coordinador José Montoya en Valledupar, refiriéndose a esta labor voluntaria resaltó:
“Nos hemos convertido en Activistas multiplicadores; queremos que lo que hemos aprendido nosotros, lo aprendan otras personas; y ellas a su vez lo enseñen a otras personas más”.
 

Detalles

Fecha: 
access_time Jueves, Marzo 3, 2016