Académicos convergen en el 9º Seminario Internacional de ALIUP en GuatemalaEmbajada Mundial de Activistas por la Paz

Académicos convergen en el 9º Seminario Internacional de ALIUP en Guatemala

“Desafíos de la Educación Superior en el Desarrollo Humano y la Sociedad”

Destacados académicos acudieron a la convocatoria que la Embajada Mundial de Activistas por la Paz (EMAP) hiciera para el 9º Seminario Internacional “Desafíos de la Educación Superior en el Desarrollo Humano y la Sociedad”, bajo los lineamientos de la Alianza Internacional Universitaria por la Paz (ALIUP); seminario que tuvo lugar el 8 de julio de 2016 en el Hotel Real Intercontinental de la Ciudad de Guatemala.

Rectores, decanos, el presidente de la Asociación de Rectores del Caribe y las Américas, coordinadores de fundaciones, representantes de Gobierno, de extensiones universitarias y profesionales de distintas áreas, participaron en el intercambio académico de las dos mesas de trabajo sobre “Contribución de la Cátedra para la Paz en el proceso formativo del ser humano integral” y “El enfoque de la Educación Superior en valores, basados en liderazgo transformacional”.

Los espacios que la ALIUP promueve son orientados a la apertura del diálogo entre universidades, y la reflexión sobre los cambios que necesita la Educación Superior para formar personas no solo intelectualmente preparadas, sino formadas integralmente.

En su disertación sobre la “Contribución de la Cátedra para la Paz en el proceso formativo del ser humano integral”, el Dr. William soto Santiago, presidente ejecutivo de la EMAP, citó a Platón diciendo: “Con la buena educación es el hombre una creatura mansa y divina; pero sin ella es el más feroz de los animales. La educación y la enseñanza mejoran a los buenos y hacen buenos a los malos”. De esta manera indicó que la educación es capaz de transformar la mentalidad y las acciones de los hombres; a la vez que invitó a la reflexión: ¿Cuál es el objetivo de la Educación Superior en la actualidad? Ya que se observa a tantos líderes académicamente preparados atentando contra de la dignidad del ser humano.

«Los cambios sociales, políticos, económicos y culturales, la crisis de valores humanos, y ante todo espirituales, desintegran la sociedad, son situaciones que convocan a las universidades a replantear los objetivos de la Educación; pues educar debe ser más que una simple transferencia de conocimiento para formar profesionales».

El Lcdo. José Adolfo Reyes Calderón, decano de la Facultad de Derecho y representante de rectoría de la Universidad del Occidente, intervino dentro de la primera mesa con la ponencia “La educación en valores en la lucha contra el terrorismo y conflictos internacionales, en la defensa y promoción de los derechos humanos”, señalando:

«La educación en valores es un proceso sistemático, pluridimensional, intencional e integrado, que garantiza la formación y el desarrollo de la personalidad consciente. Se concreta a través de lo curricular y extracurricular. La Educación Superior debe tributar a la sociedad con la formación de mujeres y hombres capaces de brindar soluciones (…) La educación en valores de los estudiantes universitarios es básica en la lucha contra el terrorismo y conflictos internacionales, en la defensa y promoción de los derechos humanos».

La segunda ponencia estuvo a cargo del Dr. Luna Escudero, de México, presidente de la Asociación de Rectores del Caribe y las Américas, “Educación y Desarrollo”, enfatizando que en este mundo globalizado la existencia parecería ser posible si se consume y se triunfa, si se tiene el poder adquisitivo.

«Vivimos en una economía de importación con sus culturas de impostación; vivimos en el reino de lo banal, del egoísmo», a lo que se debe dar solución para tener mejores valores y calidad de vida.

El Dr. Constantino Riquelme, de Panamá, expuso “La internacionalización de la solidaridad en la Educación Superior para la búsqueda del mejoramiento de la calidad educativa” En su intervención puntualizó la desproporción de los Gobiernos en la inversión al sistema educativo ya que se invierte más, por ejemplo, en seguridad que en educación.

«Debemos tener y proponer una visión de calidad de educación en nuestros Estados y universidades; encontrar mecanismos interinstitucionales para minimizar las desigualdades».

El Ing. Álvaro Folgar, de la Dirección universitaria de la Universidad de San Carlos de Guatemala, participó con su ponencia a “La contribución de la extensión universitaria en el abordaje de los desafíos sociales”, destacando que la Universidad de San Carlos de Guatemala está contribuyendo al desarrollo y la paz social con la presencia en más de 70 instancias en el Estado de Guatemala.

«La agenda de incidencia y presencia de la universidad pública y estatal, está fundamentalmente orientada al desarrollo humano en Guatemala. La educación es fundamental en el desarrollo, pero sin desarrollo no hay educación; por lo que ambas tienen una relación dialéctica en la dinámica social».

La dirección general de la EMAP, en cabeza de la Lcda. Gabriela Lara, señaló que dentro de los avances que la ALIUP ha obtenido, se encuentran los Seminarios Internacionales realizados en Paraguay, Colombia, Argentina, Venezuela y Bolivia, entre otros, junto con la incorporación de universidades de países como México, Panamá, Honduras, Nicaragua y demás, que forman parte de esta red que tiene como finalidad educar integralmente a los hoy estudiantes, pero futuros gobernantes, científicos y educadores de paz.