5.150 alumnos asisten a charlas por una cultura de donación de sangreEmbajada Mundial de Activistas por la Paz

5.150 alumnos asisten a charlas por una cultura de donación de sangre

Licenciado Isidro Jimenez
Con la ejecución de charlas de sensibilización en diferentes instituciones de Tabasco,  la Embajada Mundial de Activistas por la Paz (EMAP) en México contribuyó con la formación de una cultura de donación de sangre voluntaria, altruista y habitual, para incrementar la participación activa y eficaz de la sociedad.

Durante los días 11, 14 y 16 de febrero, voluntarios de la EMAP bajo el Programa Integral: En la Sangre está la Vida, realizaron jornadas de capacitación en importantes casas de estudios, donde 5.150 alumnos recibieron información acerca de los beneficios de ser donante de sangre.

Este programa promociona los principios y valores positivos del ser humano para la participación, compromiso y solidaridad ciudadana. Además, ayuda a la obtención de la autosuficiencia, disponibilidad, y seguridad de la sangre y sus derivados, a través de la donación voluntaria.

Participación voluntaria

En la Universidad Vasconcelos de Tabasco se reunieron alrededor de 100 personas entre alumnos, profesores y personal administrativo. La charla de sensibilización fue impartida por la directora del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Yunia Ramos.

Simultáneamente, en la Universidad Politécnica del Golfo de México, 50 personas se capacitaron acerca de la importancia de donar sangre habitualmente. Esta jornada contó con la participación de la directora de servicios escolares, Marlín Beltrán.

«Creo que es una actividad que puede salvar la vida de nosotros como también la de nuestro prójimo. Estoy dispuesta a convertirme en una donadora voluntaria y creo que los jóvenes también; y así servirles de enlace con otras instituciones», mencionó Beltrán.

Apoyo a la Emap
Por otra parte, Activistas por la Paz se dirigieron al Instituto Tecnológico Superior de Comalcalco (ITSC) y a la División Académica de Ciencias de la Salud (DACS) de la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco (UJAT), donde fueron sensibilizados 5.000 alumnos.

Isidro Jiménez, en representación del director del ITSC, mencionó:

«La intención de la EMAP y el ITSC es encaminar esa energía, ese potencial que ustedes tienen, hacia esta causa común. Estas actividades van a dejar trascendencia en la vida de ustedes y en la de sus familiares».

De esta manera, los universitarios tabasqueños se sumaron a la contribución de una cultura de paz, entendiendo que donar sangre voluntariamente es un acto altruista fundamentado en el principio del amor por la vida, que promueve la solidaridad y el respeto por la dignidad humana.